Electropop – wikipedia, la enciclopedia libre electricity and magnetism purcell

##########

El electropop, también conocido a partir de los años 2000 como pop electrónico, [2 ]​ es un subgénero del synth pop que apareció a finales de la década de 1970 consistente en una base pop, con una línea de sonido frío y sintético con tintes robóticos y futuristas inspirado en el estilo del grupo Kraftwerk, en contraposición electricity lesson plans 4th grade al más alegre, cálido y cercano al pop/rock con el que emergió el synthpop años antes.

Primeramente se le denominó coldwave, aunque fue usado poco tiempo por la confusión creada con su relación con la new wave y los orígenes del dark wave por lo que se pasó a denominarle retrospectívamente electro pop para unificar orígenes con el electro funk. Por todo este baile de nombres no hay un consenso claro establecido de los límites entre lo que es synthpop y lo que es, además de synthpop, electropop.

El estilo revivió desde finales de la década de los años 1990 gracias en parte a la popularidad del electroclash y del electro house electricity distribution companies. A partir de 2008, y como subgénero del dance pop, alcanzó el éxito mundial de la mano de una gran cantidad de artistas de renombre como David Guetta, Britney Spears, Kylie Minogue, Lady Gaga, Madonna o Calvin Harris.

El 26 de noviembre de 1977 el semanario musical del Reino Unido, Sounds, tuvo como portada a dos de los integrantes de Kraftwerk, Ralf Hütter y Florian Schneider, tras la publicación de su álbum Trans-Europe Express, uno de los principales y más influyentes álbumes de esa década, [3 ]​ denominándolos La nueva música: Cold wave. [4 ]​ Este término fue usado poco tiempo por la confusión creada con los orígenes del dark wave por lo que pasó a denominarse retrospectívamente gas x dosage pregnancy electro pop.

Entre los pioneros tempranos del electropop se encuentran algunos trabajos del grupo japonés Yellow Magic Orchestra, la banda británica The Human League con Being Boiled (1978) o Tubeway Army con Are friends electric? (1979). En los primeros años se utilizaron ampliamente sintetizadores monofónicos para producir música con un sonido sencillo y austero con patrones pop o pop/rock.

A principios de los años 80 llegaron los éxitos de grupos como Visage con Fade to grey (1980), Soft Cell con Tainted love (1981), Human League, con varios éxitos destacando Don’t you want me? (1981) o New Order con Blue Monday [5 ]​ para ir pasando paulatínamente al Tecno-pop de sonidos también fríos y sintéticos pero sin ese aire robótico por la evolución del ideal gas questions movimiento New romantic y del Teen pop de los años 1980.

La línea de sonido austero y robónico fue dejada en un segundo plano pasando a ser utilizado en algún tema como en Killer de Adamski (1990) o Sweet harmony de The Beloved (1992), [6 ]​ sin embargo su legado estaba contenido en el sonido techno, en algunos subgéneros del trance y en riffs de sintetizador de algunos temas del eurodance clásico.

El electroclash alcanza cotas de éxito razonables sobre todo con la incorporación de algunos elementos del estilo en algunos temas de Madonna de su álbum American life [9 ]​ como Die Another Day [10 ]​ (2002) o Goldfrapp con su álbum Supernature. [11 ]​ Para ese año hace su aparición el Electro house incorporando sintetizadores de baja frecuencia como sonido distintivo que podría describirse como crujiente, difuso, cálido, distorsionado power company near me o sucio. [12 ]​ que inspira a los artistas mainstream del dance pop incorporando esos sonidos electro a sus producciones dando lugar hacia 2008 a un gran éxito global durante los siguientes años.

Sin embargo también artistas como Madonna, Pet Shop Boys, Sabrina Carpenter, Alizée, Lady Gaga y Bea Miller incluyeron este subgénero en sus álbumes. A los que posteriormente se sumaron Britney Spears, Christina Aguilera, Beyonce, Demi Lovato, Shakira, Rihanna, Katy Perry, Zara Larsson, Sia, Selena Gomez, Miley Cyrus, Taylor Swift, Owl City y Ke$ha.

Otros artistas independientes y transnacionales europeos que pueden ser calificados dentro electropop son las españolas Yurena, Fangoria, La Prohibida, Silica Gel, Oblique o Maralia. En Alemania encontramos a Lena Meyer-Landrut, en Rusia a t.A.T.u. y en Rumania a Inna. En el Reino Unido destacan Mika, Ellie Goulding y Calvin Harris y la agrupación gas 2015 Hot Chip.

En Chile el centro de la escena electropop fue la compañía discográfica llamada Clubizarre (2004-2005), producida por Electroglam, donde se dieron a conocer bandas como Pornogolossina, Quierostar, Kinderporno, Ramonalove e Indescencia Transgénica, así como también músicos argentinos como Gaby Bex, Que Out, Die Strach, Modex y Casco. [ cita requerida]

El movimiento en Argentina y Chile se destacó por su constante e intenso intercambio. En la capital argentina se celebran hasta hoy las reconocidas fiestas Divas y Divos. [ cita requerida] También en Chile durante 2007-2008 surgió una escena derivada a la producida por Electroglam, ésta se llamó Nu.Pop y tenía entre sus exponentes a Dimmy y Malbadisco, entre otros. [ cita requerida]

A finales de 2009 un nuevo movimiento electrónico se gesta en Buenos Aires, con la participación de bandas de todo el país, como Beat Cairo, Lastrax gas leak in car, Distant Project, Miranda!, Lourdes, Blop! y otros, que participaron en varias compañías discográficas editadas por el sello Libervox Récords, que por esta época se convierte en el único sello electrónico de Argentina.

Hasta 2014, en la escena chilena del electropop han logrado posicionarse un gran número de artistas independientes y otros apoyados por sellos pequeños, entre los que destacan Javiera Mena, The Plugin, [15 ]​ Lulu Jam, [16 ]​ Tunacola, [17 ]​ Giovanni Gellona, [18 ]​ Victoria Mus y Adrianigual, [19 ]​ entre otros. Otros grupos populares en Chile son Lulú Jam!, The Candy Monsters, Pali, Gepe, Prissa, Mirwayz, Garbo, Felipe Suau, Julián Gracía-Reyes, Moustache!, Redulce y Mawashi.